El Dinero. Osmar Benítez, ministro de Agricultura en República Dominicana, explora las posibilidades de exportar pulpa de chinola (maracuyá) hacia Europa, por lo que recibió la visita de Janine Garbers, de Biril Mischeff, principal proveedora de la empresa europea Innocents Drinks.

La visita tiene por objetivo establecer contactos con productores dominicanos de la fruta, a fin de que Biril Mischetf, afiliada a la Coca-Cola, y uno de los mayores fabricantes de jugos del viejo continente, pueda retomar las exportaciones hacia Europa.

Benítez explicó que a través del Ministerio de Agricultura se identificarán aquellos productores dominicanos de chinola que cumplan con las normas de sostenibilidad, buenas prácticas, buen trato a los trabajadores, oferta medioambiental, entre otros requerimientos que deben cumplir para poder exportar a Europa.

Milenio. La Industria Mexicana de Coca-Cola pretende incrementar hacia 2025 el porcentaje de 43 a 50% su participación de sus envases tanto de PET como de vidrio retornables, y para ello su estrategia será entrar a formatos más pequeños en los próximos años, señaló Jesús Lucatero, subdirector de Asuntos Públicos y Sustentabilidad de la empresa.

De acuerdo con la firma, los envases de Polietileno tereftalato (PET) pueden tener entre 15 y 20 vueltas, en tanto que los de vidrio llegan a las 70. Lucatero agregó: “Es una medida ambientalmente correcta. Ahora estamos con el tema de que las botellas pueden generar diferentes vidas, es un aspecto que beneficia al medio ambiente”.

El Universal. El exsecretario de agricultura de Estados Unidos, Dan Glickman, auguró un gran futuro para México en la industria de los alimentos frescos y de la cosecha tradicional, si los sectores público y privado intervienen en el campo.

Glickman afirmó que el reto en México está en dar a los campesinos las herramientas y habilidades que necesitan para ser autosuficientes, que el sector privado invierta en investigación y el gobierno en apoyos y educación.

El Financiero. Recientemente, la firma belga Anheuser-Busch InBev anunció que la capacidad de producción de Grupo Modelo en México ya no se da abasto para surtir la demanda mundial de su cerveza Corona, por lo que ya corren pruebas en otros países para manufacturar la bebida en algunos mercados clave donde piden la bebida de malta.

Actualmente, la compañía cuenta con plantas productoras en México, Australia, Chile, Reino Unido y China. “Estamos expandiendo la producción de Corona a mercados selectos, lo que nos permite servir mejor a nuestros consumidores y clientes al tiempo que reducimos nuestra huella de carbono”, informó Carlos Brito, director general de la firma.

Grupo Modelo informó que desde inicios de este año comenzaron a considerar la producción de la cerveza Corona fuera de México.

Cargar más

Noticias